GENESIS 2:24; MATEO I9:5, 6 VERDAD CENTRAL
El matrimonio es la primera institución diseñada por Dios después de la creación del mundo. es la base de la familia y en la Biblia está indicado el modelo y los propósitos para los cuales fue creado.

I. EL MODELO BÍBLICO MATRIMONIAL

1. Un hombre
La formación del hombre contiene elementos peculiares que lo distinguen del resto de la creación. El verbo hebreo que se traduce hagamos (na’aseh). denota el acto de modelar o crear un objeto a partir de otro material ya existente. Como un alfarero, y con especial cuidado, nuestro Dios formó a Adán del polvo de la tierra y lo hizo a su imagen y semejanza (Génesis 1:26; 2:7).

Otro aspecto interesante es el hecho de que el Creador sopló aliento de vida en Adán (Génesis 27). Esto hizo del hombre un ser espiritual, con la capacidad de servir a Dios y tener comunión con él (John F.Walvoord y Roy B. Zuck El conocimiento biblico, un comentario expositivo: Antiguo Testamento, tomo 1:Génesis-Números.pág.33).

El soplo del Todopoderoso dio vida al hombre de manera diferente que a la de los animales, pues no sólo respira, sino que posee un alma inmortal . Cuando Dios hizo al hombre le brindó un lugar para vivir, y además le dio el OFICIO de administrar la creación y nombrar a los animales; y aunque observó que estar solo no era bueno para él, lo preparó a través del trabajo y la administración para recibir a la compañera que tenía para él.

2. Una mujer

Dios planea la creación de la mujer bajo el concepto de“ayuda idónea». Esta palabra
significa literalmente «alguien en quien apoyarse como complemento», lo cual denota soporte y comprensión. El significado hace referencia al hecho de compartir la responsabilidad y el trabajo asignado; lo que Dios había encargado a Adán ahora podía hacerlo en unión con Eva (Génesis 2: 18).
Matthew Henry comentó sobre la elección que Dios hizo de una costilla para crear a Eva No la hizo de su cabeza para que estuviera encima de él, tampoco la hizo de sus pies para que fuese pisoteada, la hizo de su costado para que fuese iguala él, de debajo de su brazo para que fuese protegida, y cerca de su corazón para que fuese amada. Hombre y mujer son seres particularmente completos que se apoyan el uno en el otro para cumplir el propósito para el cual fueron creados.

3. Un lugar
El Edén fue el jardin diseñado para ser el hogar del hombre y posteriormente de la
mujer con él. Génesis 2 relata las funciones y características de este huerto: fue un lugar de habitación (Génesis 2:8); fue un espacio de sustento y provisión (Génesis 2:9); fue un campo de disciplina. limites y reglas, las cuales Dios estableció por el mismo bien de Adán (Génesis 2: 16, 17). Estas tres características son las que deben distinguir al hogar que un hombre y una mujer formen.

Pregunta de reflexión o aplicación: ¿Cuál es el diseño que en la actualidad se
presenta en la sociedad para el matrimonio? ………………………………………………………………………………………….

II. PRINCIPIOS DEL MODELO BIBLICO MATRIMONIAL

1. Independencia
La expresión dejará el hombre a su padre y a su madre no es una indicación de abandono a los progenitores. Este principio no contradice el mandamiento de honrar al padre y a la madre, que además trae consigo promesas de bendición para quienes lo cumplen. El principio de independencia que debe regir el matrimonio radica en la madurez que el hombre. y también la mujer. deben tener para fundar un matrimonio y una nueva familia

La madurez de los cónyuges debe ser en todos los aspectos de la personalidad propia de cada uno. En el caso de las mujeres judias, por ejemplo, a estas desde muy pequeñas se les preparaba en casa para ser buenas esposas, de tal manera que al unirse en matrimonio no necesitaran la intervención de ningún miembro de la familia para salir adelante. El matrimonio debe desarrollarse en un contexto propio, y con los recursos
que cada uno aporte a la unión.

2. Integración
La expresión se unirá presenta el principio de integración.Adán y Eva fueron hechos el uno para el otro biológica, emocional, sicológica y espiritualmente. Esta integración denota exclusividad; Dios hizo una mujer para un hombre, y había un solo hombre para una mujer. La monogamia es la constante en el matrimonio diseñado por Dios (1 Tesalonicenses 4:4).
La integración no significa que ambas partes deben ser iguales, sino que dos personas posiblemente hasta totalmente opuestas unen sus fortalezas y se apoyan en sus debilidades para formar una nueva unidad. En la integración se desarrollan valores como la tolerancia, la paciencia, el respeto y la aceptación, que son producto directo del amor.

3. Comunión
El resultado directo de dejar padre y madre y unirse a su mujer es llegar a ser una sola carne. El concepto va más allá de la unión fisica, que es claro que está implícita en la unión conyugal. La intimidad física es la demostración de la más profunda comunicación entre los cónyuges. este principio es producto de la transparencia y sinceridad de ambos. Génesis 2:25 enfatiza el estado de inocencia de la primera pareja Andaban desnudos y no se avergonzaban: no tenían nada que esconder entre ellos ni delante de Dios.

Este estado fue quebrantado por el pecado, y de inmediato la reacción fue cubrir sus cuerpos. Para que la comunión entre la pareja se fortalezca y acreciente con el tiempo es importante la sinceridad y transparencia del uno con el otro. Ninguno debe tener nada que esconder ni ante el esposo o esposa ni ante Dios; esto será posible cuando el Señor sea el centro de la unión. Los secretos mal intencionados darán lugar al pecado oculto y. a la larga, a la ruptura de la confianza y la comunicación.

Pregunta de reflexión y aplicación: ¿Cuál cree usted que sea la razón por la que muchas parejas batallan para aplicar los tres principios mencionados con anterioridad
………………………………………………………………………………………….

lll. PROPÓSITOS DEL MODELO BÍBLICO MATRIMONIAL

1. Apoyo mutuo
Partiendo del significado de ayuda idónea: Uno en quien apoyarse como complemento. es la respuesta a la necesidad que Dios describió en el Edén: No es bueno que el hombre esté solo (Génesis 2: I 8). Tal soledad denota que, aunque el hombre tenía capacidades y cualidades que le permitían realizar sus actividades de manera eficiente, había necesidades que sólo senrían suplidas a través de la compañía de otra persona. La compañía que se genera entre la pareja fortalece las vidas y proyectos de ambos (Eclesiastés 4:9, 10).

Este apoyo fue ideado para realizarse de manera equitativa y bi‐ lateral. El hombre encuentra soporte en la mujer y viceversa; los planes personales se convierten en mutuos y se obtienen por el esfuerzo de ambos.

2. Placer e intimidad
La expresión una sola carne denota intimidad y placer mutuo. La sociedad y los mismos creyentes han permitido que una serie de tabúes se desarrollen alrededor del placer sexual para la unión conyugal. No obstante. la Biblia demuestra que el placer en el matrimonio no sólo es permitido sino necesario, ya que se convierte en una fuerte demostración de amor y pertenencia exclusiva.

El consejo del proverbista es claro. el placer sexual en el matrimonio es como una fuente que satisface la necesidad humana e incluye deleite, caricias y exclusividad en la pareja (Proverbios 5: 15-20). En las cartas del Nuevo Testamento la indicación sobre las relaciones matrimoniales implica disfrutarla intimidad de la pareja sin prejuicio alguno. seguros de que mientras se realicen dentro del vínculo conyugal existe la aprobación y el respaldo divinos (Hebreos 13:4). Las costumbres del mundo grecorromano, donde floreció la primera iglesia, abundaban en disoluciones que llegaban a permitir incluso aberraciones sexuales. Pero el Señor. a través de los escritores y sus cartas. enfatiza que él sólo respalda el placer sexual dentro del vínculo matrimonial.

3. Fructificación
La fructificación fue parte de la orden de Dios a la primera pareja (Génesis 1:28).
Es verdad que esta orden es enfocada a la reproducción y preservación de la especie. pero también aplica al desarrollo de los dones y habilidades que permiten al hombre y a la mujer aportar al crecimiento del entorno donde viven.
Hombre y mujer deben potencializar sus fortalezas individuales al encontrar en el cónyuge el apoyo para crecer y desarrollarse. La fructificación entonces debe ser en cada área de la vida de la pareja: biológica, espiritual, social, profesional, económica, ministerial, intelectual. Es verdad que los inicios matrimoniales usualmente son pequeños e incluso de escasez, pero la pareja debe procurar el crecimiento mutuo en todas las áreas de la vida

Pregunta de reflexión o aplicación: ¿Qué clase de tabúes ha escuchado sobre las relaciones sexuales matrimoniales?

CONCLUSIÓN

El matrimonio fue instituido por Dios. El modelo biblico es conocido como el diseño original, el cual incluye ciertos elementos particulares. Un solo hombre y una sola mujer. en un vínculo de unión indisoluble salvo por la muerte.
Dios diseñó un lugar especial para que la primera pareja tuviera abrigo, protección y provisión. Para el desarrollo exitoso de cada matrimonio, es importante seguirlos principios que el Creador dejó para regir la relación: independencia, integración y comunión. Es importante mantener vigentes los propósitos del matrimonio de apoyo mutuo, placer y fructificación.Al hacerlo la unión cobra sentido. y aun la iglesia y la sociedad cose‐ chan los frutos de matrimonios que alcanzan los propósitos de su unión.

fuente: guia dominical sobre guardar la sana doctrina eccad.mx
Que te causó este contenido?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry
You have reacted on"(5) EL MODELO BIBLICO DEL MATRIMONIO – En..." A few seconds ago
>